10 de enero de 2019

Cajas de Kill Team, ¿cuántas hay?, ¿salen a cuenta?

Hoy vamos a analizar las distintas cajas que hay de comandos de kill team y si merecen la pena con respecto a su equivalente de Warhammer 40k. Hay que tener en cuenta que, hasta ahora, las únicas miniaturas exclusivas que hay de kill team son las de la caja de Rogue trader (a los que habrá que sumar en un futuro los nuevos comandantes anunciados para Adeptus Mechanicus y Culto Genestealer), por lo que las demás miniaturas que podemos encontrar en cajas de kill team no son más que reediciones de una determinada caja de 40K. Entonces, si quiero empezar un comando de kill team ¿Cuál me compro? ¿la caja de kill team o la caja de miniaturas de 40K equivalente? Pues vamos a ver qué nos sale mejor

La caja de inicio de Kill Team, por desgracia ya descatalogada

Antes de nada, también hay que tener en cuenta que Games Workshop contaba con una planificación previa de lanzamientos sobre kill team. Por ello, no solo puedes ver los comandos de todas las facciones al final del manual oficial, sino que, además, en la página oficial se nos presentan las facciones en un orden determinado, que parece hacer referencia al orden de lanzamiento de los respectivos kill teams. Esa planificación se ha cumplido casi en su totalidad por ahora, por lo que podemos prever el contenido de las futuras cajas de kill teams, aunque todavía no hayan sido anunciadas.



Cajas de kill Team

La caja de Kill Team de Astra Militarum y su equivalente en miniatuas de 40K; la caja de Tempestus Scions
Imágenes propiedad de Games Workshop

Como ya hemos dicho, las miniaturas que encontramos en la caja de kill team de la facción que nos interese son exactamente iguales que las que podemos encontrar en la caja de Warhammer 40K, así que mejor nos centramos en el contenido extra:

Escenografía: Lo que más llama la atención de estas cajas es que todas traen escenografía acompañando a los miniaturas. Eso nos dice mucho sobre la importancia de estos elementos en nuestras partidas de kill team y supone un plus a tener en cuenta para comprar este tipo de cajas, teniendo en cuenta que la escenografía de Games Workshop suele ser, por lo general, bastante cara.

Cartas de Tácticas: En la caja nos vendrán las tácticas de facción que incluye el manual en formato carta, pero también (y esta es una decisión bastante polémica) un número variable de tácticas exclusivas que solo podrás encontrar en esa caja en concreto. En el mundo que estamos no supone en absoluto un obstáculo insalvable, porque por lo general no habrá mucho problema en encontrar esas tácticas en Internet (y de hecho existe una app, de la que hablaremos próximamente, que las incluye), pero sí que puede haber problemas si pretendes acudir a torneos oficiales en tiendas Games Workshop dónde puede que te exijan la carta en formato físico.

Carta de táctica de Kill Zone: Cada caja de kill team va ligada a una determinada Kill Zone, normalmente se lanzan en conjunto una kill zone y dos cajas de facciones, así que cada caja de facción suele traer escenografía extra para esa kill zone y una carta de táctica más para usar dentro de esa kill zone.

Cartas de misión: Suelen incluir al menos una misión de juego equilibrado y otra de juego narrativo.

Libreto de trasfondo: Aunque podemos montar y pintar nuestras miniaturas como queramos y dotarlas del trasfondo que nos dé la gana, estas cajas ya vienen con trasfondo de un determinado comando del universo de Warhammer 40k, por si preferimos adaptarnos a él. Suele ser un libreto de menos de 10 páginas.

Tarjetas de datos preconfiguradas: Y para ese comando del que hablamos en el punto anterior vienen, como no, sus propias tarjetas de datos. Así que si no queremos personalizar nada y montamos todo tal y como nos dicen, podremos usar estas tarjetas, evitando de esta manera tener que confeccionar unas propias.

Lámina de marcadores: Los marcadores de Kill Team con la iconografía y los colores de tu facción preferida. No son necesarios, pero quedan bonitos, sin duda.


Cajas de Commanders

La caja de Commanders del Adeptus Mechanicus (Magos Dalathrust) y su equivalente de 40K (Tech-Priest Dominus)
(imágenes propiedad de Games Workshop)
Al igual que en las cajas de comandos, los comandantes son todos (por ahora) reediciones de miniaturas existentes, así que nos centramos de nuevo en las diferencias:

Hoja de datos del comandante: la hoja de datos del personaje que viene preconfigurado, por si decidimos montarlo tal y como nos dicen.

Carta con el árbol de habilidades exclusiva: esa preconfiguración se lleva un paso más allá con los comandantes, dotándolos, además, de un árbol de habilidades propio y que solo es accesible si decidimos montarlo como nos dicen. De esta forma, existirán diferencias con respecto a una miniatura genérica equivalente que usemos siguiendo las reglas del manual de Commanders.

Cartas de Tácticas de Comandante: como en la cajas de comandos, tendremos las tácticas que se incluyen en el manual, más algunas exclusivas de ese set.

Hoja de marcadores: se incluyen los marcadores normales (movimiento, avance, disparo, etc.) más algunos útiles para comandantes, como los de heridas (ya que estos personajes suelen un número alto de heridas) o los de auras y poderes psíquicos.


Entonces, ¿caja de Kill Team o caja de warhammer 40K?

Vale, ya que sabemos qué diferencias hay en el contenido, toca mojarse en cuanto al tema económico; ¿Cuál nos sale mejor? Es difícil decirlo con seguridad, ya que cada uno le dará un valor distinto al material extra. Los habrá que valoren mucho la escenografía y otros que no sepan ni dónde meterla porque ya tienen de sobra. Habrá algunos a los que les resulten imprescindible las cartas de tácticas en formato físico porque pretenden jugar mucho en su tienda Games Workshop y otros (como yo) que solo juegan con amigos y hasta le resulta molesta tanta cartita por la mesa (soy de tenerlo todo concentrado en folios).

Así que como resulta imposible valorar el contenido extra, vamos a ver por cuánto nos sale dependiendo de qué facción elijamos y ya que cada cual decida si le interesa o no. Empecemos por las primeras ocho facciones (ordenadas por orden de salida):



Y fácilmente podemos comprobar que depende mucho de la facción que nos guste, nos saldrá más o menos rentable (aunque por lo general casi todas las cajas presentan un ahorro si sumamos la escenografía).

Así, en el caso de los comandantes, los hay que el material extra nos sale... gratis o incluso con precio negativo. Los comandante de Adeptus Mechanicus, Adeptus Astartes y Tiranidos salen más baratos en caja de kill team que la miniatura suelta de 40K, por lo que en este caso merece la pena hasta para los jugadores de 40K. Sin embargo, los comandantes de las demás facciones presentan un sobreprecio variable que va desde los 5 euros extra en algunos, hasta los 8,50 euros extra si compramos el comandante del Astra Militarum.

Con las cajas de comandos pasa algo parecido, las hay en las que el material extra supone un extra muy pequeño, como en el caso del Astra Militarum, que supone un sobre precio de 13 euros y otras dónde el sobreprecio es bastante mayor, como en el caso de los Orcos (27 euros más), aunque hay que tener en cuenta que la escenografía que incluyen es diferente y no tiene un valor equivalente.

Vamos ahora a repasar el resto de facciones. Las he separado porque aquí se produce el primer (y por ahora único) cambio en la planificación de este tipo de cajas de Games Workshop, ya que, por alguna razón desconocida, se han saltado a los Arlequines y han lanzado los dos siguientes de la lista: Imperio T'au y Necrones:



Y aquí tenemos unas conclusiones curiosas: para empezar, la facción con el comandante más "costoso" (con respecto a su equivalente de 40K) es también la que tiene el comando con el sobreprecio más bajo de todas las que han salido hasta ahora. Así, para hacernos con el comando T'au pagaremos un sobreprecio de solo 10 euros, por lo que el material extra sale muy rentable (aunque solo sea por la escenografía). Por contra, el material extra del comandante nos sale también por 10 euros, lo que lo hace en ese caso el menos atractivo de todos (recordemos que en este caso solo hay "cartón", nada de escenografía).

Por otra parte, en cuanto a los necrones, la caja de comando nos saldrá por un sobreprecio de 23 euros, que teniendo en cuenta que el material extra es idéntico al de la caja de los T'au (dónde solo nos cobran 10) no es un precio muy atractivo que digamos. Por contra, el comandante supone un sobreprecio de solo 3 euros, situándose en la media y éste sí que puede que le compense a muchos.


Vale, ¿y el futuro?


En la tabla anterior podemos ver que faltan 6 facciones por recibir sus respectivas cajas de kill team y que una de ellas va con "retraso", si tenemos en cuenta la que parecía ser la planificación inicial. Sin embargo, teniendo en cuenta las nuevas noticias que nos han llegado hace poco, parece que está habiendo un cierto cambio de rumbo (o al menos adelantamiento de planes).

Nuevas cajas de kill team de Culto genestealer y Adeptus Mechanicus
(imágenes propiedad de Game Workshop)
Y ello es evidente si nos fijamos en las nuevas cajas del Culto Genestealer y Adeptus Mechanicus, que incluyen un comandante, tropa de línea y escenografía. En este caso, además, sirven de complemento perfecto para el contenido de la caja de inicio de Kill Team, cuyos comandos adolecían de miniaturas adecuadas para el combate y en el caso del Culto ni si quiera llegaba a los 100 puntos.

¿Serán así todas las nuevas cajas que quedan por venir? Puede que solo sean así las cajas "2.0" y las facciones que quedan por salir reciban su caja sin comandante, pero también es probable que este formato se imponga y nos metan el comandante con calzador. En cualquier caso, no creo que tardemos mucho en saberlo y aquí estaremos para analizarlas adecuadamente.

Mientras tanto, ¡a darle duro a vuestros comandos! ¡Para Bellum, insensatos!


PD: dejo fuera del análisis la caja de inicio, al estar descatalogada y ser prácticamente imposible de encontrar a estas alturas. En cualquier caso, si algún afortunado la ve por alguna tienda... que la compre. Merece indudablemente la pena. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario